30 personas menores de edad, de diferentes partes del país, entregaron el manifiesto a representantes del PANI y Fundación PANIAMOR.

Documento incluye responsabilidades de parte ellas y ellos, y recomendaciones a sus familias y al Estado en su compromiso de brindar acceso y la apropiación del Internet.

San José, Costa Rica. Tener la garantía de contar con conexión a Internet, espacios deinformativos y de reflexión sobre cómo confiar en la Internet a través de un uso seguro,responsable y participativo de la web, son parte de las peticiones que un grupo deadolescentes entregaron al Estado y la sociedad civil a través del manifiesto “La voz delas niñas, niños y adolescentes ante el Estado y la sociedad: compartiendoresponsabilidades, necesidades y recomendaciones para un mejor uso delInternet”.Ellas y ellos entregaron las peticiones, este martes, a la Ministra de la Niñez yAdolescencia y jerarca del Patronato Nacional de la Infancia (PANI), Gladys Jiménez y aMilena Grillo de la Junta Administrativa de la Fundación PANIAMOR, a través de unaactividad virtual transmitida por Facebook Live.

El Manifiesto es la respuesta de un grupo de 30 personas menores de edad al reto queles fue entregado el 9 de febrero anterior, el Día Internacional de la Internet Segura; cuyolema para este año es “Por una Internet en la cual confiar”. “Con este Manifiesto queremos compartir nuestras necesidades para aprender a hacer unmejor uso del Internet. También nos comprometemos a cuidar a nuestros compañeros.Además hacemos recomendaciones a nuestras familias, al estado y a la sociedad paraque nos apoyen a sentirnos parte de la Red”, explicó Alison Alvarado Porras, de 17 años.Para la Ministra de la Niñez y la Adolescencia, Gladys Jiménez “Hoy las personasadolescentes nos dicen que para hacer un uso seguro de la Internet se debe tener elcompromiso de las mismas personas adolescentes, cuidarse entre pares, ser escuchadosy acompañados por las familias y tener acceso a la información y servicios de consulta ydenuncia. Como una acción positiva de parte del Estado, el Patronato Nacional de laInfancia (PANI) inició la campaña educativa La tecnología es una alidada. Séresponsable del uso seguro que hagan los niños, niñas y adolescentes de lainternet, que durante un mes dará consejos y promocionará las líneas tecnológicas deconsulta y denuncia.

Acompañarlos y navegar con ellos y ellas, explicarles los riesgos, establecer horarios yregular el tiempo que pasan frente a las pantallas, no publicar fotos ni datos personales,evitar videojuegos violentos, no compartir imágenes ni información con contenido violento,sexual o de burla que afecte a otros, son algunos de los consejos que se promocionan,junto con los servicios de la línea gratuita 1147, el WhatsApp 8989-1147 y el 9.1.1. paralas consultas y denuncias. Al igual que en el mundo real, padres, madres y adultos somosresponsables de que los niños, niñas y personas adolescentes estén protegidos y haganun uso seguro de las tecnologías; para ello, debemos conocer sobre la red de informacióny las medidas básicas para prevenir situaciones de riesgo y vulnerabilidad que existen enel mundo digital, agregó Jiménez. El documento incluye otras tres secciones aparte de la petitoria por parte de las y losadolescentes:

1. su compromiso como niñas, niños y adolescentes en el uso de Internet,

2. su responsabilidad para con sus pares, y

3. La necesidad de acompañamiento yescucha de parte de sus familias en el uso de tecnologías. Todas las secciones,incluyendo la referente a las peticiones, constan de ocho puntos. “Este Manifiesto presenta un inicio para construir una ruta segura que permita a las niñas,niños y adolescentes sacarle el mayor provecho al Internet, sintiéndose parte delecosistema digital.

Marca un hito para buscar soluciones en cómo reducir la brecha digitalde forma conjunta: personas menores de edad dialogando con personas adultas”, indicóMariam Carpio, Directora del Programa Cultura Tecnológica de PANIAMOR.

La actividad finalizó con palabras del Presidente del Comité de los Derechos del Niño, dela Organización de las Naciones Unidas, Luis Pedernera, quien acompañó la entrega delManifiesto desde Montevideo, Uruguay. “El entorno digital, más que cosas negativas, tiene muchas cosas positivas para laprotección y promoción de los derechos del niño; pero hay una que es insoslayable, y esla cuestión de la participación; el derecho de ser escuchados de los niños (y las niñas)”,subrayó Pedernera.Solicitudes al Estado y la sociedad civil.

  1. Mejorar el acceso a Internet y conectividad gratis para todos los centros educativos ysus estudiantes dentro y fuera de la institución. Que las instituciones brinden másapoyo para disminuir la brecha digital brindando al menos un dispositivo a cadafamilia.
  2. Brindar información actualizada sobre la situación en el acceso y uso del internet delas niñas, niños y adolescentes en las páginas oficiales de las instituciones. Estainformación debe estar desagregada (edad, género, zonas del país).
  3. Proporcionar más espacios para aprender sobre el uso de las tecnologías y redessociales, tanto a las personas menores de edad como a las personas adultas, pormedio de talleres y capacitaciones.
  4. Brindar espacios donde las personas jóvenes puedan compartir información parasensibilizar a otras poblaciones sobre un uso seguro y responsable de la red endiferentes partes del país.
  5. Crear espacios de diálogo con niñas y niños de tempranas edades (primaria) para unuso seguro y responsable de las tecnologías, por parte de diferentes instituciones.
  6. Promover espacios de diálogo con madres, padres y personas encargadas de cuidopara sensibilizarlos sobre como acompañar a las personas menores de edad en eluso seguro de las tecnologías.
  7. Realizar y promover campañas publicitarias informativas y de sensibilización sobreinternet segura responsable para niñas, niños y adolescentes y sus familias.
  8. Mejorar la señal y ampliar conectividad en territorios con poblaciones en condición devulnerabilidad por parte de las empresas operadoras que brindan conectividad y quese aumente el número de operadoras que brindan internet en zonas alejadas.